15/4/11

Conversando con Doña Carmen en un bus



Lugar: Medellín, Antioquia.
_____________________________________

Buenas. Permiso Doña Carmen y me monto a su bus. Yo me siento por acá diagonalito suyo. Por qué no conversemos un rato y me cuenta qué ha sido de su vida que hace tanto no sabía nada de usted.


Carmensita, cuénteme; ¿a usted quién le puso ese nombre? Porque su padre Don Joaquín la bautizó María. Así sin más. A mí la verdad ni el uno ni el otro nombre me gustan. Carmen es como muy confianzudo y María es tan común… Acá entre nos, yo preferiría llamarla Señora Isis, como desde siempre la han llamado. Discúlpeme, yo se que suena como más misteriosa, pero es que así es usted. No creo que al compadre suyo le guste de a mucho ese nombre. ¿Ratazique es que se apellida él? Bueno, ese señor está que me descomulga y pa`qué, pero desde hace rato ya no me tiene entre sus afectos. Sí mijita, ahí se está enterando.


Venga. Cómo es que usted es virgen de los choferes, si en sus tiempos, cuando era joven y bella, a duras penas conducían carretas. Y hasta creería que era su hijo quien ayudaba con esas labores. ¿Pero si vió? Chuchito por andar disque jugando a ser rey, le clavaron bien duro en esas manos. ¿Es por eso que no se le ha visto volver a jugar ni con Juancho, ni con Pedrito? Ahj, no crea Doña Carmen; yo me he roto las manos montando cicla y uno de verdad que queda sin ganas de volver a jugar. Me imagino que si usted misma condujera este bus Doña Carmen se vería lo más de guapa. Hasta perdería esa virginidad rapidito. Qué pena otra vez el atrevimiento, pero es que los temas de su vagina ya son de dominio público.


Oiga! El de los dulces. Yo le compro los tres en quinientos y me le da uno acá a la patrona. ¿Si le gustan Doña Carmen? Vea, y yo que pensaba que a usted no le gustaba colaborar con los que se suben a vender dulces en su bus.


Le sigo contando pues. Imagínese que el otro día me compré una camiseta con una foto suya. Sí. Lo más de chévere. Usted sabe que esos garabatos suyos tan coloridos me gustan mucho. Yo creo que si mi mamá me la ve, me la roba. ¿Cierto que no es pecado cuando se roban algo suyo? ¿Le molesta que le haga tantas preguntas Doña Carmen? Si es así me lo dice. Es que cuando la veo a mi me asaltan un montón de dudas...


De todas maneras ya no la molesto más. Yo me bajo en la siguiente cuadra. ¿Cuándo nos vemos Doña Carmen? Pa` pegarnos unos roncitos como los de la otra vez y cantar esas rancheras que a usted tanto le gustan. O tomarnos un café. No me diga que ahora es mormona. Bueno, la dejo carmencita. Me llama y se cuida, vea que estos tiempos andan atracando mucho. Dígale a su hijo que le mandé a decir yo, que no se pierda tanto, que mucha gente lo quiere volver a ver. Ahora sí. Hasta luego Doña Carmen. Chao.





6 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo creo q si tu mamá te robá la camiseta colorida de la virgen ,,,, Y se pone a leer este ""coloquio"" tuyo te deshereda !!!

Alex Durán M dijo...

Créeme. Ella ya considera esa idea. Y eso que ni ha leído esto.

Anónimo dijo...

Un fanático puede considerar esto como sacrilegio. Cuidado mancul que se viene semana santa y hay muchos de esos sueltos. Que particular lectura.

Alex Durán M dijo...

Los temas de religion siempre tocan suceptibilidades, pero hay que entender que la fe es antes de una convicción una herencia popular.

Anónimo dijo...

Mas que al "artículo" voy a dar mi oponion del blog. Ahora con esto de las redes sociales y el bum de los blogs la gente no tiene más oficio qe hacer una oda a la imbecilidad y tratar de mostrarse intectuales y eruditos de la nada; no hay un solo blog que busque algo distinto de promocionar el Ego de sus autores, es una nueva forma de Hedonismo y Narcicismo y el Suyo no parece ser otra cosa mas que esto, a no ser por una que otra foto de algunos lugares.
NO me agrada esa idea tuya de quererte mostrar como un hippy de siglo XXI; que para estar in muestro mi afinidad con las nuevas políticas ambientales y el cuento del estilo de vida ambiental, mi pregunta es: ¿ Cómo puedo ser alguien congruente con su aparente cosmivisión de vida si me gusta andar en cicla, reciclar y al mismo tiempo ser un Egocentrico internauta ambulante que no puede vivir sin internet.

Mundo relativista, mentes relativistas..., una muestra más.

Martín.

Alex Durán M dijo...

El Internet es un portal en el que cada quien busca lo que le gusta asi que si no le agrada el blog, pues no lo lea y pase a otro más de su parecer.

Hippy? no se que es eso... Egocéntrico? si, y mucho. Internauta ambulante que no puede vivir sin Internet? lejos... muy lejos.